No es solo “vapor de agua inofensivo”

¿Menos dañino o más disfrazado? Aprenda más sobre los últimos productos

Vapear es el acto de inhalar y exhalar un líquido vaporizado (conocido como “jugo electrónico” o “e-juice” en inglés) usando diversos tipos de dispositivos electrónicos. El “jugo” podrían contener nicotina, THC, sabores y otros aditivos.1 Los dispositivos se conocen con diferentes nombres, como cigarrillo electrónico o e-cigarrette, cigarrillo sin humo, vaporizador, vape pen, mod, tank, cigalike, JUUL, narguilé electrónica, e-hookah, narguilé desechable y hookah pen.

 

Lo que debe saber

Se habla mucho de que vapear es una alternativa menos perjudicial que fumar, pero: ¿sabe quién está diciendo la verdad y quién no? Los expertos dicen que:

 

Vapear está aumentando, especialmente entre adolescentes y adultos jóvenes.

  • El porcentaje de estudiantes de high school que fuman en Estados Unidos ha disminuido en un 30 por ciento desde 2013. Sin embargo, el 45 por ciento de estos estudiantes dicen que han probado vapear y un 25 por ciento dicen que lo hacen actualmente.2
  • Mientras que los porcentajes de fumadores no han cambiado mucho en Colorado entre 2012 y 2015, el porcentaje de adultos en Colorado que han vapeado alguna vez se ha más que triplicado: del 6.9 al 22.8 por ciento.3

 

El aerosol del vapeo no es inofensivo.

  • A pesar de lo que se dice, esas grandes nubes esponjosas con vapor no son solo vapor de agua. Estudios demuestran que el vapor en aerosol puede contener toxinas peligrosas, como metales pesados y sustancias químicas cancerígenas.4

 

Vapear puede ser adictivo.

  • El “jugo electrónico” que se usa al vapear contiene diversas cantidades de nicotina, una sustancia altamente adictiva. También se ha demostrado que vapear lleva a fumar cigarrillos tradicionales. Un estudio de estudiantes de 12º grado que nunca habían fumado cigarrillos encontró que era cuatro veces más probable que aquellos que habían vapeado dijeran que estaban fumando un año después.5
  • La nicotina también tiene un efecto negativo en el desarrollo cerebral de los adolescentes, y causa que les sea más difícil aprender nueva información y poner atención.6

 

No existen normas que regulen a los fabricantes de productos para vapear.

  • Hay más de 450 tipos de productos diferentes para vapear, pero no existen estándares universales para el diseño, los ingredientes y las características de seguridad de estos productos.7

 

Las grandes compañías tabacaleras son dueñas de muchos de los productos para vapear. Se sabe que estas compañías han puesto como prioridad las ventas en lugar de la seguridad.8

Tampoco los doctores están muy seguros del vapeo.

Como doctor de medicina familiar en el Hospital de Denver, Daniel Kortsch dice: “Sabemos que [los productos] son adictivos, sabemos que son caros y sabemos que los fabricantes están ganando un montón de dinero vendiéndolos”.

Mitos vs. Realidad

Ya que vapear es una actividad tan nueva, se dicen muchas cosas erróneas sobre ella.

Mito

Vapear es una alternativa sana a fumar cigarrillos.

 

Realidad

El jugo electrónico del vapeo podría contener nicotina y sustancias químicas cancerígenas y se sabe que puede causar problemas de salud, como respirar con silbido, toser y tener sinusitis, sangrado en la nariz, falta de aliento y asma.9

Mito

Vapear no lleva a fumar cigarrillos tradicionales.

 

Realidad

Según un estudio, es cuatro veces más probable que la gente joven que empieza a vapear esté fumando cigarrillos tradicionales un año después.

Mito

Es solo vapor de agua inofensivo.

 

Realidad

No es inofensivo. No es solamente vapor de agua. Contiene muchas toxinas, agente potencialmente cancerígenos y sustancias químicas peligrosas, como diacetilo, que se sabe causa una enfermedad mortal en los pulmones: la enfermedad pulmonar de “palomitas de maíz”.10 Con mayor frecuencia contiene una combinación de glicol de propileno , glicerina vegetal y saborizantes y, comúnmente, nicotina.

 

References
1. Electronic Nicotine Delivery Systems Key Facts, U.S. Department of Health and Human Services, Centers for Disease Control and Prevention. Retrieved from: https://chronicdata.cdc.gov/Policy/Electronic-Nicotine-Delivery-Systems-Key-Facts-Inf/nwhw-m4ki/data
2. 2015 National Youth Risk Behavior Survey, U.S. Centers for Disease Control and Prevention. Retrieved from https://www.cdc.gov/healthyyouth/data/yrbs/pdf/2015/2015_us_tobacco.pdf
3. 2015 The Attitudes and Behaviors Surveys (TABS) on Health, University of Colorado Denver
4. Electronic Nicotine Delivery Systems Key Facts; U.S. Department of Health and Human Services, Centers for Disease Control and Prevention. Retrieved from https://chronicdata.cdc.gov/Policy/Electronic-Nicotine-Delivery-Systems-Key-Facts-Inf/nwhw-m4ki/data
5. E-cigarette use as a predictor of cigarette smoking: results from a 1-year follow-up of a national sample of 12th grade students. Retrieved from http://tobaccocontrol.bmj.com/content/early/2017/01/04/tobaccocontrol-2016-053291?papetoc
6. The Health Consequences of Smoking—50 Years of Progress: A Report of the Surgeon General. U.S. Department of Health and Human Services. 2014. Retrieved from https://www.cdc.gov/tobacco/data_statistics/sgr/50th-anniversary/index.htm
7. E-cigarettes: An Emerging Public Health Challenge, CDC Public Health Grand Rounds, 2015; retrieved from: https://www.cdc.gov/cdcgrandrounds/pdf/archives/2015/october2015.pdf
8. Tobacco Company Quotes on Marketing to Kids, Campaign for Tobacco-free Kids. Retrieved from https://www.tobaccofreekids.org/research/factsheets/pdf/0114.pdf
9. Popcorn Lung: A Dangerous Risk of E-cigarettes, American Lung Association, 2016. Retrieved from http://www.lung.org/about-us/blog/2016/07/popcorn-lung-risk-ecigs.html
10. Farsalinos KE, Kistler KA, Gillman G, Voudris V., Evaluation of Electronic Cigarette Liquids and Aerosol for the Presence of Selected Inhalation Toxins. Nicotine Tob Res. 2014; 17:168-74.