Estoy Embarazada
Fumar durante el embarazo afecta no sólo a su salud, sino que también a la salud de su hijo – antes y después del parto.

La nicotina, el monóxido de carbono y los miles de otros productos químicos nocivos entran a su cuerpo cada vez que usa el tabaco. Cuando está embarazada, estos productos químicos viajan a través de su sangre directamente a su bebé y pueden provocar problemas de salud incluyendo abortos espontáneos, nacimientos prematuros, defectos de nacimiento e incluso hasta la muerte infantil.

Dejar de fumar antes de quedar embarazada le dará a su bebé la mejor oportunidad para una vida saludable y puede ayudar a prevenir complicaciones relacionadas con el tabaco. Para las fumadoras que están embarazadas, dejar de fumar aún proporcionará grandes beneficios, a la madre y el niño.


Embarazo y fumar

Únicamente en Colorado, el 8% de las fumadoras reportan fumar durante su embarazo.

Mientras que dejar de fumar puede ser difícil, dejar el tabaco de su rutina diaria es una de las mejores maneras de mantener a su bebé sano. De hecho, más la mitad de las mujeres que fuman antes de quedar embarazadas son capaces de renunciar durante el embarazo. Los beneficios de dejar de fumar durante el embarazo incluyen:
  • Aumenta el flujo de oxígeno a su bebé. Esto puede aumentar significativamente incluso después de un día de no fumar.
  • Corta el riesgo de nacimiento prematuro y bajo peso al nacer.
  • Disminuye el riesgo de síndrome de muerte súbita infantil (SMSL, por su sigla en inglés) después del parto.
Humo de segunda mano y bebes

También es extremadamente peligroso exponer a su niño al humo de segunda mano. El humo del tabaco puede aumentar la posibilidad de que el bebé desarrollo alergias, asma, enfermedades cardíacas e incluso cáncer. Dejar de fumar le va dar a su bebé una mejor calidad de vida por:
  • Reducir la tasa de infecciones de oído, bronquitis y neumonía.
  • Reducir las posibilidades de ser diagnosticados con asthma
Para proteger a su bebé del humo de segunda mano, nunca permita que nadie fume en la casa o en el coche o cerca del bebé. La gente que fuma debe lavar los residuos de tabaco de sus manos antes de cargar el bebé.

Embarazada y tratando de dejar el uso de tabaco

¿Eres una mujer embarazada que fuma o una fumadora tratando de quedar embarazada? El programa “Colorado QuitLine” tiene un programa especial para ayudar a las mujeres embarazadas a dejar de fumar durante el embarazo y mantenerse libre de tabaco después de que nazca el bebé. Este programa gratuito proporciona lo siguiente:
  • Hasta nueve llamadas de entrenamiento personales durante el embarazo y después del parto.
  • La oportunidad de trabajar con el mismo entrenador durante todo el proceso de dejar de fumar.
  • Mensajes de texto para apoyo adicional.
  • Recompensas que pueden utilizar para comprar artículos para usted o y el bebé.
Para más información sobre el programa “Colorado QuitLine” visite la sección en este sitio web, llame al 1-855-Déjelo-Ya o, visite www.coquitline.org/.

Referencias